Proyecto de boleta únicaDiputados y dirigentes del radicalismo, el PRO, la Coalición Cívica, e incluyó al dirigente piquetero Raúl Castells presentaron el proyecto de ley para implementar el método de votación de boleta única, así como otros métodos para reformar el actual sistema electoral nacional.

La idea propuesta crea una Boleta Única de Sufragio en la que los partidos políticos deberán registrar a sus candidatos a cargos electivos y que estará dividida en espacios de igual dimensión.

Esos espacios contendrán el nombre de la agrupación; su sigla o logotipo; una fotografía color del candidato a presidente (cuando se elija ese cargo); y el nombre y apellido completos de los primeros tres candidatos titulares a legislador nacional, ya que las listas completas serán publicadas en un afiche de exhibición obligatoria en el cuarto oscuro.

También, contendrá un casillero en blanco en el margen superior derecho del espacio de cada una de las agrupaciones para que el elector marque al candidato de su preferencia.

Además, el proyecto también tiene un capítulo en el que se establece que la Junta Electoral hará con una antelación no menor a un mes los nombramientos del presidente y los suplentes de cada mesa que serán designados entre quienes se desempeñen como docentes y empleados y funcionarios del Poder Judicial de la nación, la provincia o el municipio.

Finalmente, también establece que será la Cámara Electoral, y no el Ministerio del Interior como ocurre actualmente, la que tendrá a su cargo el escrutinio provisorio de todo el proceso electoral nacional.

El dirigente de la Coalición Cívica, Gerardo Conte Grand, coordinador del Foro para la Reforma Política, fue el encargado de presentar el proyecto. Se sumó el diputado radical Oscar Aguad, quien dijo que “el sistema de boleta única se emplea en toda América Latina”.

Asimismo, el diputado del PRO, Federico Pinedo, fue el encargado de presentar un ejemplo de la boleta única. A su vez, el diputado Adrián Pérez, de la Coalición Cívica, sostuvo que la boleta única es “una alternativa realizable”.

Finalmente, el dirigente piquetero Raúl Castells sostuvo que su agrupación política, el Movimiento Independiente de Jubilados y Desocupados, inició una demanda contra el Estado en los últimos comicios al considerar que le fueron sustraídos “más de 28 mil votos”.

Por su parte, el ministro de Justicia, Seguridad y Derechos Humanos Aníbal Fernández manifestó hoy su oposición al proyecto de boleta única y consideró de aplicarse la boleta única “tendría el tamaño de la bandera nacional de ceremonia de una escuela”.

“Si hiciéramos esto que quieren hacer de una boleta única donde todas estuvieran incluidas, la boleta tendría más o menos el tamaño de la bandera nacional de ceremonia de una escuela, algo así como 1,50 por 1,20”, dijo Fernández en declaraciones a radio Uno.

A su turno el diputado nacional (FPV-Buenos Aires), Jorge Landau, rechazó también el sistema de boleta única electoral, que impulsa la oposición al considerar que no aporta más transparencia y que “lo único que quiere instalar es que todo el sistema electoral, y no sólo la emisión del voto, resulta fraudulenta”.

“Creo que es el objetivo de la oposición no es que se instaure la boleta única, ni mejorar los mecanismos institucionales de emisión del sufragio, o el sistema electoral, sino instalar la idea de que todo el sistema electoral argentino y no sólo la emisión del voto resulta fraudulento”, dijo Landau.

FUENTE. TELAM

Deja un comentario