Corazón artificialLuego de 15 años de arduo trabajo, con pruebas en distintos animales como terneros y corderos, para el 2011 estaría en condiciones de poner en prueba el corazón artificial definitivo en humanos. Hasta ahora, los corazones artificiales servían en forma transitoria ante la espera de un transplante.

El corazón Artificial Total, como se lo conoce, podrá insertarse en pacientes con enfermedades coronarias en forma definitiva: “para toda la vida”, de acuerdo a lo manifestado por el cirujano cardíaco francés Alain Carpentier del Hospital Européen Georges Pompidou de Paris.

El profesional indica que con el corazón artificial se resuelve el problema central de los corazones artificiales, la formación de coágulos, para lo que utiliza biomateriales: tejidos animales que reciben tratamiento químico para que sean inofensivos al cuerpo humano, con sensores electrónicos muy sofisticados empleados en misiles, pudiendo regular el caudal de sangre, la frecuencia cardíaca y la presión arterial, de acuerdo a la actividad física que desarrolle la persona.

Deja un comentario