Luz económica, en Europa tambien se consigueParece ser que en épocas de crisis las medidas también suelen ser similares, es que en Europa se tomó una medida igual a la tomada anteriormente en nuestro país en vistas a ahorrar energía eléctrica

De acuerdo a lo que consigna TELAM: Las bombillas tradicionales tendrán que desaparecer este año del comercio y a comienzos de 2010 ya no habrá bombillas con más de 40 Watios y dos años después otras de menor voltaje, señaló un despacho de la agencia DPA.

Según el cálculo de la UE, los consumidores pueden ahorrar 50 euros en energía cada año si sólo utilizan bombillas de ahorro.

La medida, sin embargo, obligará a los consumidores a reestructurar completamente el sistema de luz de sus hogares e instalar halógenos, fluorescente o lámparas LED, considerablemente más caras, pero más duraderas y de menor consumo.

El inventor estadounidense Thomas Alva Edison desarrolló en 1879 la primera bombilla con filamentos de carbón para el consumo interno, logrando así la primera luz eléctrica para consumo general.

La bombilla patentada un año después, en 1880, se considera hoy un instrumento “devorador” de energía, pues sólo alrededor del cinco por ciento de la que recibe se convierte en luz, mientras el resto se malgasta como energía calorífica.

El potencial de ahorro calculado es de unos 40 terawatios por año, como el que supuso la reconversión de la iluminación en oficinas, fábricas y calles ordenada por otra directiva europea.

La cantidad supone alrededor del consumo de energía de un país como Rumania.

Deja un comentario