La presidenta Cristina Fernández de Kirchner visitó a los familiares del ex presidente Raúl Alfonsín, en una reunión que calificó como “muy emocionante y muy cálida”.

Según TELAM, la Jefa de Estado estuvo por más de una hora y media -llegó cerca de las 11 y se retiró 12,42- junto a los hijos de Alfonsín en el departamento del ex presidente, ubicado en Avenida Santa Fe 1678, en el barrio porteño de Recoleta.

La visita para expresar las condolencias a la familia por la muerte del ex mandatario, ocurrida el martes último, comenzó a las 11 cuando Cristina ingresó en un auto gris a la cochera del edificio ubicado en la calle Rodríguez Peña al 1049.

Al término del encuentro y una vez que se retiró la Presidenta, a las 11.42, ante los aplausos de un grupo de mujeres que estuvieron esperando la salida, Ricardo Alfonsín habló con los periodistas.

“Estuvimos charlando del cariño y el afecto que sentía por él, de lo que representaba mi padre, de su relación cuando fueron senadores”, señaló desde la puerta del edificio.

Ricardo Alfonsín se mostró sorprendido por la duración del encuentro, al afirmar que “no imaginé un encuentro tan extenso”. “Pobre Presidenta, estoy seguro que tiene muchas actividades y nos ha dedicado este tiempo, estamos muy agradecidos”, aseguró.

Agregó que conversaron acerca de las “convicciones” del ex presidente y de que “a través de la política es que tenemos que resolver los problemas que padecemos los argentinos”.

El hijo del ex mandatario coincidió con las palabras de Cristina Fernández, al definir la reunión como “muy cálida” y reiteró su “agradecimiento por la visita y sus palabras”.

“También hablamos de su viaje, de la crisis mundial y la necesidad de reclamar solidaridad a todos los países para que en aquellos lugares donde hay más cuadros de pobreza se resuelva la situación”, explicó el hijo del ex mandatario.

Además de Ricardo Alfonsín, estuvieron presentes los cinco hijos del ex presidente, en tanto su viuda envió sus saludos a través de ellos “por encontrarse en estado delicado”, según precisó el dirigente radical.

En el frente del edificio se mantienen, ya secas, las flores colocadas el martes y los días siguientes en las rejas de un local comercial lindante tras conocerse el deceso del ex mandatario.

Una vez apostados los medios, un grupo de admiradores de Alfonsín se acercaron al edificio y colocaron dos carteles en agradecimiento: “Gracias por la patria potestad y el boleto secundario” y otro con una frase del líder radical: “No sigan a los hombres, sigan sus ideas”.

En tanto, el balcón del octavo piso donde vivía Alfonsín se sigue viendo una foto suya con un crespón negro en uno de sus extremos.

Dejanos tu opinión:

– ¿Cómo ves la correlación histórica entre Alfonsin- Kirchner?
– ¿Es bueno que el Gobierno de Kirchner haya reconocido al líder radical?

Deja un comentario