Serán dos jornadas en el barrio La Cárcova en el marco del segundo aniversario de los asesinatos de Franco Almirón y Mauricio Ramos a manos de la policía bonaerense.

Por: Telam

El espacio político Unidos y Organizados inició hoy la primera de dos jornadas solidarias en el barrio La Cárcova de la localidad de José León Suárez, en el marco del segundo aniversario de los asesinatos de Franco Almirón y Mauricio Ramos a manos de la Policía Bonaerense.

Cerca de medio millar de militantes de las distintas agrupaciones que componen este espacio comenzaron hoy desde temprano “a limpiar y zanjear calles, tanto las que cortan vertical como horizontalmente la totalidad del barrio”, entre otras actividades coordinadas con instituciones de ese lugar, informó Julián Ríos, vecino y referente local del Movimiento Evita.

De esta manera los militantes del Movimiento Evita, La Cámpora, Frente Transversal, Kolina, Corriente Martín Fierro, Peronismo Militante, Nuevo Encuentro y 26 de julio, entre otros, recuerdan a Franco Almirón y a Mauricio Ramos, dos jóvenes que tenían 16 y 17 años cuando fueron asesinados por la Policía Bonaerense el 3 de febrero de 2011 luego de que se descarrilara un tren a la vera del barrio.

El diputado nacional Leonardo Grosso, aseguró que “el episodio para nosotros no fue confuso, algunos medios dijeron que hubo una banda organizada que disparaba contra el tren e intentó descarrilarlo y nada de eso fue comprobado por la justicia”.

“De hecho en la etapa de instrucción lo que queda claro es que la policía disparó gases lacrimógenos primero para que los pibes corran y después los asesinó brutalmente por la espalda”, resaltó.

 

En diálogo con Télam, Grosso relató que “el sobreviviente del hecho Joaquín Romero también tenía tiros que habían entrado por la espalda, y de cara al juicio oral que comienza decidimos hacer estas jornadas, porque creemos que la mejor manera de recordar a los pibes que ya no están y acompañar a Joaquín, es mejorando el barrio”.

Grosso recordó que “tras el descarrilamiento del tren, los vecinos se acercaron a ver qué pasaba y la policía vino en un operativo inusual en el que participaron dos comisarias y una subcomisaría, y la Policía Bonaerense 2 entró disparando sobre una muchedumbre”.

“Los pibes esperaban ahí para ir a cartonear al Ceamse porque ellos trabajaban tratando de ayudar a su familia para mejorar los ingresos de la casa”, destacó Grosso, también referente del Movimiento Evita.

Por otra parte, resaltó que “hasta el momento hay dos detenidos, uno de la Policía Bonaerense y otro de la Bonaerense 2, uno de ellos se autoinculpó, mientras que el otro fue detectado a través de rondas de reconocimiento”.

Joaquín Romero, amigo de Franco y Mauricio, quien estuvo junto con ellos ese 3 de febrero y sobrevivió luego de recibir dos disparos en la espalda, relató que “quiero que se haga justicia porque nosotros ese día sólo estabamos mirando”.

Joaquín, que hoy está participando activamente de la jornada y trabaja en la subsecretaría de Derechos Humanos de la Municipalidad de San Martín, contó que producto del schok de ese episodio su mujer perdió un embarazo, y que por “todo el sufrimiento que me trajo esa fecha necesito que se haga justicia”.

Hasta mañana, las jornadas continúan con la pintura de murales en las paredes que rodean un espacio central del barrio, denominado “La Canchita”, donde también hay gazebos que ofrecen la oportunidad de que se actualizen los trámites relacionados por ejemplo, a los DNI, a través del programa Acceso a la Justicia, entre otros.

A su vez, se están dictando talleres de salud y violencia institucional; mientras que por la noche los jóvenes militantes dormirán en la Escuela del barrio, la Nº 51, y mañana continuarán con las actividades hasta las 15 horas, cuando se realice el cierre de las jornadas en el que se espera que se hagan presentes diputados nacionales, provinciales, dirigentes políticos y organizaciones sociales y de Derechos Humanos.

Deja un comentario