En el expediente están procesados Mauricio Macri, el “Fino” Palacios y el ex espía Ciro James. Se los acusa de integrar una asociación ilícita dedicada a “pinchar” teléfonos. Ahora, el juez Casanello espera a que se defina otra nulidad presentada.

En la investigación por las escuchas ilegales en la Ciudad de Buenos Aires, la Cámara Federal porteña ratificó ayer que esa causa, que entre sus procesados tiene al jefe de gobierno Mauricio Macri y al ex comisario Jorge “Fino” Palacios, debe ir a juicio oral y que en ese debate corresponde definirse la validez del llamado telefónico anónimo con que se dio comienzo a la pesquisa.

Así lo dispuso la Sala I de tribunal de alzada, que decidió rechazar un pedido de nulidad presentado por otro de los procesado, Ciro James, quien está acusado de haber llevado a la práctica una serie de maniobras de espionaje que incluyeron “pinchaduras” a los teléfonos de un familiar de víctimas del atentado a la AMIA, empresarios y legisladores, entre otras víctimas.

Deja un comentario