Houston Rockets derrotó a San Antonio Spurs por 96 a 95 con un doble en los últimos segundos. El bahiense hizo solo tres puntos, mientras que el “Lancha” hizo nueve. Además, los Suns de Scola cayeron ante los Nets.

En un partido con un final vibrante, Houston Rockets venció con el tiro del final a San Antonio Spurs en su estadio y se mantiene dentro de los puestos clasificatorios para los playoffs.

Luego de un transcurso parejo, ambos conjuntos llegaron a los últimos segundos muy parejos en el marcador. Los visitantes se imponían por un tanto y tuvieron la oportunidad de sentenciar la contienda pero el base francés Tony Parker falló en su lanzamiento.

Los locales tuvieron la última pelota pero Carlos Delfino perdió el control y tuvo que pedir tiempo muerto para mantener la posesión. Al regreso, James Harden tomó un lanzamiento cortó y sentenció el marcador por 96 a 95.

Manu Ginóbili aportó solo tres unidades para los Spurs en 27 minutos en cancha, tomó cinco rebotes y dio cinco asistencias. El equipo texano se mantiene como el segundo mejor de la NBA con 53 ganados y 17 perdidos.

Carlos Delfino, en tanto, anotó nueve puntos, con dos rebotes y una asistencia en 28 minutos de juego. Así, los Rockets se mantiene séptimos en el Oeste con 39 victorias y 31 derrotas.

En otro partido, Phoenix Suns cayó ante New Jersey Nets por 102 a 100, con un aporte de ocho tantos del argentino Luis Scola. El elenco de Arizona sigue último en el Oeste con 23 triunfos y 48 caídas.

Deja un comentario