El problema de la asimetría de la información surge porque en los procesos online, una parte tiene toda la información, y la otra parte no tiene manera de contrastarla en tiempo real

La asimetría de la información es un problema que acecha a todas las empresas, dado cuando un cliente entra en una web a comprar o solicita un servicio, facilita unos datos de su identidad que no tienen por qué ser los reales, hasta el punto de que uno de cada tres usuarios miente sobre su identidad en internet.

El fraude de identidad supone unas pérdidas anuales de más de 80.000 millones a nivel mundial. La asimetría de la información y el fraude de identidad son dos de los nuevos problemas que surgieron en la era de la información y que las empresas deben resolver para sacar ventaja y ofrecer un mejor servicio al usuario.

Las organizaciones no cuentan con sistemas de comprobación de datos fiables y reales.

El problema surge porque en los procesos online, una parte -el usuario- tiene toda la información, y la otra parte -la web empresarial- no tiene manera de contrastar en tiempo real dicha información, por lo que se ve obligada a hacer un acto de fe si quiere cerrar en el momento ese servicio.

Deja un comentario