La agresión injustificada ocurrió en el barrio San José de Villa Mercedes. Los atacantes son tres hombres que ya están identificados. Los buscaron con perros por la costanera.

Un joven fue golpeado con una pala sin ningún motivo por tres vecinos, que luego hirieron con un cuchillo a su cuñado, cuando salió a defenderlo, en el barrio San José de Villa Mercedes.

El incidente ocurrió ayer, cerca de las siete de la mañana. Hasta anoche, aunque la Policía ya los tenía identificados, los agresores no estaban detenidos, informó el jefe de la división Homicidios, oficial principal Germán Gómez, quien estaba de turno en el centro de operaciones de la Unidad Regional II de Policía.

Los acusados son un hombre de apellido Ortigoza, más conocido en el barrio por su apodo de “Lechuzo”, otro de apellido Sosa, a quien llaman “Pachi”, y un tercero, de apellido Ochoa, apodado “Mudo”.

Los tres bebían en un rancho de nylon que ha improvisado “Lechuzo” cuando pasó por allí Maximiliano Álvarez, de 21 años, que vive a una cuadra. “Al parecer lo atacaron sin motivos, porque los vecinos dicen que este joven es muy bueno, no toma ni tiene problemas con nadie”, contó Gómez.

Ortigoza y sus amigotes lo golpearon con una pala. Álvarez salió corriendo hacia su casa y lo persiguieron. Cuando pasó frente a la casa de su hermana, su cuñado, Valentín Lara, de 35 años, salió a defenderlo. Y los atacantes lo apuñalaron. Por suerte, ninguno sufrió una lesión que ponga en riesgo su vida, aseguró el oficial principal.

Más tarde, alertada la Policía, “en el trayecto de la persecución secuestramos el cuchillo, la pala y una campera”, contó el jefe de Homicidios.

Como sabían que llegarían los efectivos de seguridad, “Lechuzo”, “Pachi” y “Mudo” abandonaron el ranchito donde vive Ortigoza.

La Policía hizo un rastrillaje con perros por la costanera del río Quinto, pero no pudo dar con ellos.

Deja un comentario