El Intendente y el Director Nacional de Obras Hídricas de la Nación, Gabriel Zárate habilitaron formalmente el proyecto.

“Fue una articulación institucional del Gobierno de la Nación, de la Ciudad y también del Gobierno provincial. Ese es el trabajo en equipo que sin distinción política ni partidaria los vecinos están contentos de que se concrete”, dijo Enrique Ponce ayer por la tarde durante el acto.

El intendente explicó que se trata del “segundo tramo de desagües pluviales y complementa el que ya estaba y hay que seguir trabajando para que la ciudad siga teniendo infraestructura para aliviarle la situación a los vecinos, que sufren cuando llueve porque la ciudad no está del todo preparada”.

“Tuvimos inconvenientes con el anterior Gobierno Nacional porque la plata no llegaba y no se pudieron pagar los certificados a tiempo”, recordó Ponce.

“Todavía falta que la Nación se haga cargo de necesidades de la ciudad de San Luis, pero yo como intendente tengo la obligación de reclamar lo que la ciudad necesita. Son fondos nacionales que tienen que venir y nosotros tenemos que hacer todo nuestro esfuerzo para que las obras que no se hicieron del todo se completen”, señaló.

Deja un comentario