El vicegobernador de esa provincia, Eber Solís, recorrió canales y obras de plantas de agua potable que ayudan a combatir una sequía sin precedentes en más de tres años y medio y confirman el abastecimiento para la población y los sectores productivos.

El vicegobernador de Formosa, Eber Solís, recorrió localidades del oeste provincial donde visitó obras, entre ellas las plantas de agua potable y los canales que ayudan a combatir la situación de sequía crítica por la falta de lluvias.

«Es una sequía sin precedentes de más de tres años y medio, pero a pesar de eso estamos viendo obras que replican en la cantidad suficiente de agua para poder abastecer al consumo humano, sin dejar de lado los sectores productivos», señaló Solís en un comunicado emitido por la Subsecretaria de Comunicación provincial.

En ese contexto, el vicegobernador, quien mantuvo encuentros con comunidades aborígenes y criollas, sostuvo que «como dice el gobernador Gildo Insfrán, el pueblo formoseño es agradecido y esclarecido».

Manifestó que «cada vez que hay elecciones viene la oposición a querer decir que está todo mal, a aprovecharse de ciertas situaciones que escapan al ser humano como la sequía extrema, decir que hay hambre de agua o situaciones que no se contemplan, y todos pudieron ver las obras que lleva adelante el gobierno de la provincia, que es una decisión y compromiso muy grande que sostiene el gobernador en todos los lugares».

«Eso el pueblo de Formosa lo sabe, entiende y comprende que esta situación extrema de sequía escapa a la posibilidad de uno, pero a pesar de ello el compromiso de todo el gobierno de la provincia está presente en cada lugar», afirmó.

Solís aseguró que se trabaja con diversos organismos «porque todos somos un equipo que conduce el gobernador»; y garantizó que «así como llegaron soluciones aquí, pasará en toda la provincia».

Share.