Los jefes comunales recibieron con mucho entusiasmo la propuesta del gobernador Alberto Rodríguez Saá. La misma consta de firmar un convenio voluntario con cada municipio para que, a través de una suma extra a la coparticipación, mejoren los salarios de los trabajadores de las intendencias elevándolos por encima de los $300 mil.

Maximiliano Frontera, intendente de Villa Mercedes.

De la reunión que tuvo lugar este miércoles en La Toma participaron el 90% de los intendentes de la provincia, quienes se mostraron agradecidos por el acompañamiento del Estado puntano, por decisión del gobernador Alberto Rodríguez Saá, reflejado en la propuesta de acuerdo para mejorar los salarios de los trabajadores municipales.

El intendente de Villa Mercedes, Maximiliano Frontera, manifestó: “Es una propuesta muy buena. Esto va a significar un movimiento económico para todas las localidades”. Y añadió: “El incremento salarial ayuda y alivia a la familia de los trabajadores, es lo más importante, pero también no dejemos de destacar que todos esos recursos, se dispersan en la economía local de cada ciudad. Esa es la rueda positiva que se genera con este tipo de anuncios”.

Romina Peralta, intendenta de Renca.

Romina Peralta, intendenta de Renca, anticipó que firmará el acuerdo. “Nos llevamos una gran tranquilidad, porque los trabajadores de la municipalidad van a tener un incremento importante que los dejará por encima de la línea de pobreza”, comentó.

El intendente Jeremias Vivas, de San Francisco del Monte de Oro, explicó: “Firmar este acuerdo nos va a ayudar muchísimo para paliar la situación que está viviendo el país”.

“Creo que hay que firmar este acuerdo y darle este bienestar y esta lucha contra la pobreza que está haciendo San Luis, que no lo vemos en ninguna otra provincia del país”, señaló el titular municipal, y añadió: “Nuestro gobernador siempre está pensando en el bienestar de todos, sobre todo en el interior”.

Rosa Calderón, intendenta de Villa de la Quebrada.

Rosa Calderón, jefa comunal de Villa de la Quebrada, por su parte expresó: “Es una gran alegría poder recibir de nuestro gobernador, Alberto Rodríguez Saá, esta noticia tan importante para todos los trabajadores municipales, con una mirada totalmente federal”.

Además, añadió: “Esto nos trae una enorme alegría, porque voy a llegar a mi pueblo y avisar a toda la familia municipal de esta buena nueva, donde nos enarbola la justicia social”.

El intendente comisionado de Nueva Galia, Sergio Moreyra, participó de la reunión federal que les va a ayudar a paliar la pobreza. “Así como con el Plan de Inclusión ahora nos toca a nosotros, con la coparticipación, mejorar los salarios de nuestros empleados municipales”, manifestó el jefe comunal, y agregó: “El Gobierno siempre ha estado a la par y estamos satisfechos”.

Sergio Moreyra, intendente de Nueva Galia.

Enzo Mirábile, titular municipal de San Martín, reflexionó: “Fue una reunión muy positiva, que nos invita a llevar esperanza a nuestros pueblos y a los empleados municipales. El gobernador, con esta decisión, nos da una ayuda para paliar esta situación”.

En representación de San José del Morro, el intendente Marcelo Silvera, explicó que los pueblos dependemos en un 86% de la coparticipación de la provincia. “Felicito la iniciativa del gobernador porque era la única oportunidad que teníamos los municipios para mejorar la calidad de vida de los trabajadores municipales”, comentó.

Por último, el intendente de Potrero de los Funes, Damián Gómez, resaltó la importancia de la propuesta en beneficio de la familia municipal. “Es muy grande la ayuda porque esto es una manera de salir adelante. Estamos muy agradecidos y creemos que esta es la manera de trabajar, juntos”, concluyó.

Share.