Crisis en Inglaterra: «a la carta»

Crisis InglaterraSe trata de una nueva alternativa ante la crisis, de acuerdo a lo que consigna Infobae a instancias de la agencia REUTERS. El informe indica que el restaurante Little Bay, en pleno centro de Londres, les brinda la alternativa a sus clientes de abonar de acuerdo a su conciencia y posibilidad.

«Cualquier cosa entre un céntimo y cincuenta libras (70 dólares) me alegraría, está totalmente en manos del cliente la decisión», dijo Peter Ilic el martes, confiado sobre los resultados en su colorido y artístico restaurante, famoso por su estilo de cocina mediterránea.

 

«Sencillamente parecía lo adecuado con todo el mundo sintiéndose pobre y maltratado», agregó. La situación ha sido complicada para los restaurantes de Londres durante los últimos meses, con la crisis de crédito y una recesión cada vez más grave golpeando a todos, desde trabajadores comunes hasta banqueros generosamente remunerados.

LEÉR MÁS  Ahorro energético y modernización: la obra de la circunvalación en la ciudad San Luis será 100 % led

Donde hasta poco tiempo atrás los gestores de fondos del distrito financiero conocido como la City buscaban el gasto más ostentoso posible en comidas, ahora impera la austeridad y el regateo. Ilic, presente desde hace años en el negocio hostelero de Londres, es conocido por su comida gourmet de alta calidad, pero ahora ha dado un paso más reduciendo los precios a cero.

«Hemos visto mucha más gente de la City viniendo al restaurante últimamente, buscando comida de más valor», dijo, explicando que obtuvo la idea de iniciativas similares a la de la banda Radiohead para vender su último CD.

Si a la gente le gusta, pagan por ello, la idea se mantiene, e Ilic ya ha visto señales de que funciona. «Los clientes han pagado ya un 20% más que el precio original», dijo Ilic, confiado en que cubrirá los gastos del mes sin problemas. «La gente quiere ser educada y se sentirían avergonzados de no pagar lo suficiente», agregó.

LEÉR MÁS  Productores de otras provincias ingresan a sus establecimientos con el nuevo protocolo agropecuario

Lo único que los clientes están obligados a pagar son sus bebidas, pero para aquellos que realmente sufran la crisis de crédito, el agua de grifo se sirve gratuitamente.