Deporte para pocos: el Tour de San Luis generó más complicaciones que beneficios

La pésima organización del tránsito fue uno de los puntos más bajos de la vuelta ciclística provincial. El paso del Tour dejó caos vehicular en todos los sitios donde se desarrolló y una floja labor policial.

Colas con decenas de autos esperando para transitar por las rutas puntanas fue la postal de la edición 2015. El desorden automovilístico atrapó a propios y extraños generando un impacto entre quienes deseaban recorrer la provincia y escapar de las altas temperaturas.

Las jornadas deportivas no tuvieron la repercusión provincial que se esperaba, la presencia en cada etapa fue relativamente menor a pesar de la gran mediatización que tuvo.

LEÉR MÁS  Este viernes jurarán los nuevos senadores provinciales

El punto más criticado fue el desastroso operativo de tránsito desarrollado por la Policía provincial. Muchos de quienes se toparon con los cortes, denunciaron maltratos y falta de respeto por parte de los efectivos.

“Hermoso San Luis, lastima los cortes de tránsito y la actitud poco amable de los policías del lugar”, escribió una turista en uno de los grupos de Facebook donde se promocionan las actividades provinciales.

Redacción San Luis Opina