Superliga: River ganó por un gol y se metió en el cuarto lugar

Este domingo, River venció 1 a 0 a Atlético Tucumán de visitante en el estadio "José Fierro" y así se posicionó en el cuarto peldaño de la Superliga, que lo integra al lote de los clasificados a la Copa Libertadores 2020.

Este domingo, River venció 1 a 0 a Atlético Tucumán de visitante en el estadio «José Fierro» y así se posicionó en el cuarto peldaño de la Superliga, que lo integra al lote de los clasificados a la Copa Libertadores 2020.

Marcelo Gallardo planteó el partido como correspondía, para ganarlo desde el arranque sin tapujos, con tres delanteros sin artilugios, todos ellos bien definidos como Ignacio Scocco, Lucas Pratto y el recientemente seleccionado Matías Suárez. Pero hubo solo un pie afilado, el del juvenil Cristian Ferreira, que le permitió a River rescatar un punto de su visita a Alianza Lima, en Perú, el miércoles anterior.

Pratto fue uno de los sostenedores de la magra pero valiosa diferencia defendiendo el juego aéreo en su propia área y Ferreira fue el encargado de convertir el que terminaría siendo el único gol de la noche, ese que le permitiría a River alcanzar a los tucumanos con 39 unidades en el cuarto escalón de los equipos que están clasificando a la Copa Libertadores 2020.

Por eso la tenencia quedó para el segundo tiempo, cuando los tucumanos se venían en pos de un punto que dejara todo como al principio y lo que hacia falta era justamente adormecer el ímpetu de los dirigidos por el «Ruso» Ricardo Zielinski. Para ello fue que el «Muñeco» decidió el ingreso del colombiano Juan Fernando Quintero y también de Ignacio Fernández, mientras que para la recuperación llegó la hora de Leonardo Ponzio.

Y todo le salió redondo al vigente campeón de América, porque en aquella etapa inicial el Ferreira volvió a hacer gala de su gran pegada de derecha y tomando de sobrepique una pelota llovida doblegó con remate rasante la resistencia de Christian Lucchetti.

No resignó posiciones durante ese primer período pese a que restaban más de 25 minutos, pero no contó con las mismas intenciones cuando esos primeros 45 minutos fueron historia y había que reescribirla porque Atlético se le vino al «millonario» con tanta intensidad como la lluvia caída durante buena parte del juego.

Pero al final fue de River, que sumó cuatro triunfos en fila y ya está en zona de Libertadores, aunque en realidad el que primero debe agradecérselo es Defensa y Justicia, ya que con este éxito «millonario» y la caída de los tucumanos ya se clasificó, por primera vez en su historia, para ese magno torneo sudamericano de clubes.

Fuente: Télam.