Vuelven las clases en República Checa tras el cierre por coronavirus

La República Checa dio hoy inicio a su nuevo año escolar, justo el día en que entró en vigor el uso obligatorio de tapabocas en el transporte público para evitar contagios de coronavirus.

Autoridades de Salud dicen que esa medida ayudará a contener la enfermedad ahora que podía aumentar la circulación viral con el comienzo de las clases, ya que casi 1,4 millones de estudiantes de primaria y secundaria usan el transporte público para ir a la escuela.

El uso de la mascarilla también es obligatorio en el aeropuerto internacional de Praga, en oficinas públicas y privadas y en las farmacias, al comenzar a regir hoy esta medida ordenada recientemente por el Ministerio de Salud, informó la cadena BBC.

De momento, no será necesaria la mascarilla en las aulas de todo el país, aunque las autoridades checas no descartan que tengan que recurrir a esta medida si empeora la situación epidemiológica, vigilada mediante un sistema de alerta de tres niveles.

LEÉR MÁS  Coronavirus: Con más de 6 millones de contagios, India se acerca velozmente a EEUU

El tapabocas solo fue recomendado en las escuelas de Praga, una de las regiones más afectadas por el brote local de coronavirus, con casi 45 infectados por cada 100.000 habitantes.

El ministro de Educación, Robert Plaga, dijo que unos 20 de los más de 12.000 colegios no pudieron reabrir, porque docentes y personal que trabaja en ellos está aislado en cuarentena por posible exposición al virus.

Las escuelas del país europeo cerraron de manera anticipada el 11 de marzo pasado, aunque algunas pocas reabrieron a fines de mayo sin que fuera obligación para los padres enviar a sus hijos a clase.

Hasta el momento, la República Checa contabilizó 24.618 contagios por coronavirus, con 424 fallecidos. Más del 70 por ciento de los pacientes se recuperaron, según el Ministerio de Salud.

LEÉR MÁS  La capital de Rusia prolonga una semana las vacaciones escolares por el coronavirus

 


Fuente:  Agencia Télam